Más de 30 años hace desde que Asun Molero inaugurase este negocio mítico en la ciudad, antes en la c/Las Torres 2 y ahora en la misma calle pero en el número siete este conocido mesón de la ciudad siempre ha sido sinónimo de buen hacer.

Un negocio familiar en que desde hace un tiempo contribuyen los hijos de Asun, Javi y Maria Illana, juventud y veteranía en una cocina que no deja indiferente a nadie.

Manitas de Cordero, Codillo, Sesos con Gambas, revueltos de la casa , Rabo de toro, Bacalao así como los platos más tradicionales de la ciudad se presentan en este local para deguste de conquenses y visitantes en  2 comedores con aforo para más de 60 comensales. Una comida tradicional y de calidad que se riega con mas de 40 referencias de vino y cerveza Mahou.

Todo un decano en el sector de la comida tradicional que aúna la sencillez y el tradicionalismo con la calidad en sus platos.